Avances:
Programan la relocalización de sectores de fácil inundación El Programa Emprender abrió nuevos talleres en Villa San José Habilitarán un puesto fijo de matriculación en la Región Sanitaria IV
Policiales

Mirad: “Desde el Colegio de Farmacéuticos estamos siguiendo de cerca la investigación”

Rosana Mirad, titular del Colegio, se refirió al hecho. (ARCHIVO LA OPINION) Rosana Mirad, titular del Colegio, se refirió al hecho. (ARCHIVO LA OPINION)

La presidenta del Colegio de Farmacéuticos de Pergamino se refirió a la situación judicial plantada tras la clausura de una farmacia en el barrio Malvinas Argentinas por una presunta defraudación al Estado.


En un contacto telefónico establecido por LA OPINION, la presidenta del Colegio de Farmacéuticos de Pergamino, Rosana Mirad, se refirió al allanamiento y clausura de la farmacia del barrio Malvinas Argentinas en una causa que se investiga por presunta defraudación al Estado producto de supuesta falsificación de medicamentos y fraude contra la administración nacional”.

Mirad refirió que “por el momento el Colegio de Farmacéuticos no ha tomado ninguna determinación institucional en virtud de que existe un secreto de sumario debido al cual los asesores letrados no han podido aún tener acceso al expediente judicial”.

“Se nos ha informado que el colega ha contratado un abogado en forma particular y el Colegio de Farmacéuticos, a través de su área de asesoría letrada está dando instrucciones en materia de asesoramiento legal”, precisó Mirad y recordó que esta es la dinámica que se sigue habitualmente desde la entidad colegiada cada vez que se presentan situaciones que requieren de la intervención de profesionales letrados por razones que hacen al ejercicio profesional de los matriculados de la institución.

“El Colegio en principio lo que brinda es asesoramiento a través de su asesoría letrada”, destacó y mencionó que la entidad cuenta con esta área de trabajo y a su vez tiene un estudio externo contratado que se ocupa de aspectos legales inherentes al trabajo farmacéutico.

“Lo que están haciendo los abogados es tratar de tener acceso al expediente para determinar cuál es la acusación porque el colega que está involucrado en esta causa refiere no saber con precisión de qué delito se lo acusa”, expresó Mirad y recordó que del allanamiento realizado a la farmacia participaron el Pami y la Policía Federal, pero “no así el Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires que es el órgano que tiene autoridad sobre los establecimientos farmacéuticos”.

“Por el momento institucionalmente estamos brindando el acompañamiento letrado, siguiendo de cerca las instancias de la investigación para ver cómo prosigue y actuar en base a lo que se determine”, reiteró en diálogo telefónico con LA OPINION.

Respecto de si situaciones de esta naturaleza se presentan en forma frecuente en el rubro farmacéutico, Mirad refirió que “a nivel local nunca se habían realizado allanamientos de este tipo y menos sin la participación del Ministerio de Salud o de la Anmat que son los órganos que regulan el funcionamiento de las farmacias”.

En este punto remarcó: “Para determinar cualquier anormalidad sobre un medicamento el único organismo que tiene injerencia es la Anmat y el Ministerio de Salud de la Provincia de Buenos Aires es el único órgano que puede revisar los libros de las farmacias. Por eso llama la atención lo que sucedió, que se hayan llevado el libro recetario sin que en el procedimiento hubieran participado agentes del Ministerio de Salud”.

Respecto de los sellos y otros elementos secuestrados en el procedimiento Mirad fue cauta al señalar que “de acuerdo a lo referido por el colega, el único sello que se llevaron fue el de la farmacia”. 

Sobre si las farmacias pueden tener en su poder recetarios en blanco de Pami, precisó que esto es imposible porque “el único que puede acceder al recetario es el médico de cabecera de Pami con su clave, es el profesional médico el que formula la receta, la imprime y se la da al afiliado, cualquier anormalidad quedaría registrada en el sistema porque los médicos están trabajando con receta electrónica, casi no hay recetas manuales”.

Igualmente reiteró que desde la entidad se está a la espera de que los profesionales letrados puedan acceder al expediente para conocer detalles de la acusación.

 

El procedimiento

Vale recordar que el pasado jueves al mediodía efectivos de la Policía Federal allanaron la farmacia “Malvinas”, ubicada sobre avenida Rivero al 3.000 y secuestraron recetas de Pami, hojas membretadas, comprobantes de tarjetas de crédito y troqueles de medicamentos sueltos, sellos de goma, recetarios, biblioratos  y documentación. Del operativo también participó personal especializado de la Unidad Fiscal para la Investigación de Delitos Cometidos en el ámbito del Instituto Nacional de Servicios Para Jubilados y Pensionados (UFI Pami), dependiente de la Procuración General de la Nación. Se investiga una presunta defraudación producto de “la falsificación de medicamentos y fraude contra la administración nacional”, según lo informó el Ministerio de Seguridad de la Nación en un comunicado oficial enviado.

Tal como anticipara LA OPINION el procedimiento se realizó a instancias del Juzgado Federal Nº 2 de San Nicolás, a cargo de Carlos Villafuerte Ruzo, a través de la Secretaría Nº1 del doctor Pendino.